A+ A-

Apartamento en el Barrio Gótico de Barcelona


El estudio de interiorismo YLAB nos ha enviado información sobre su último proyecto, una vivienda en el barrio gótico de Barcelona. El proyecto ha consistido en la rehabilitación y diseño de una vivienda de 130 metros cuadrados.

De los arquitectos:

"El espacio original se compone de una secuencia de salas amplias y luminosas comunicadas entre sí por grandes huecos de paso con arco y con balconeras a fachada y un patio interior de manzana. Se mantienen elementos originales como los techos tradicionales catalanes con vigas de madera y arcos de bovedilla o las carpinterías exteriores con contraventanas de madera.

El proyecto de reforma se basa en la reinterpretación de la estructura espacial existente de salas distintas con usos y ambientes diferenciados, redefiniendo los usos y funciones asignados y creando nuevas conexiones espaciales y visuales, sin que los elementos tradicionales resulten predominantes. Se pretende crear un entorno tranquilo que posibilite la intimidad y el trabajo de su propietario, una persona joven, pero que al mismo tiempo sea un lugar social y de encuentro para comidas y fiestas.

Así encontramos dos ámbitos, uno abierto y social y otro privado: el primero está compuesto por la secuencia vestíbulo, cocina-comedor y sala mientras el segundo está compuesto por el dormitorio-suite.


La cocina-comedor, concebida como un espacio para reuniones y comidas, acogedor y elegante, recoge influencias de los cafés antiguos. El techo y la pared longitudinal que comienza en el vestíbulo de entrada están panelados en madera con listones de pino macizo teñidos, montados artesanalmente. Este panelado integra las columnas de cocina y los espacios auxiliares, simplificando así la geometría del espacio. El mobiliario bajo de cocina está realizado, como la mesa de comedor, en panel metálico color bronce y tiene una tapa que permite ocultar la encimera. Las lámparas de suspensión en pan de oro y cristales de Swarovski aportan brillos metálicos en contraste con la calidez de la madera. Al fondo, una divisoria de vidrio color antracita separa un pequeño dormitorio de invitados del resto de la estancia.

La sala está ubicada en el centro de la vivienda y comunica el resto de estancias entre sí. Por sus dimensiones y posición, se concibe como un marco blanco perfecto donde el mobiliario, de tipo modular y exento, pueda configurarse según la ocasión. Para lograr ese marco se rectifican las paredes existentes, se recuperan los huecos de paso con arcos superiores según la simetría original y se rehacen las carpinterías exteriores sin perder su esencia original.

El dormitorio principal es sencillo e introvertido y está unido al baño mediante un distribuidor. Como es el único baño de la casa se definieron las puertas de forma que el eje distribuidor-baño pudiera formar parte tanto del dormitorio como de la sala. El dormitorio y el pasillo están formados por mobiliario a medida en laca blanca integrando el armario ropero y el almacenaje adicional.

El baño es un espacio de relax, íntimo y sensual, orientado únicamente al patio interior ajardinado. Las paredes están enteramente paneladas en tablero fenólico acabado en alto brillo, ocultando el almacenaje y una iluminación perimetral indirecta de leds programables. Todos los sanitarios son exentos y de formas redondeadas para dar más sensación de amplitud. La zona de ducha e inodoro están ocultas tras un vidrio mate.

El pavimento de cemento continuo, las paredes y las nuevas carpinterías de madera, todo en color blanco marfil, son elementos comunes en toda la vivienda, dándole luminosidad y sirviendo de hilo conductor a través de los distintos ambientes."

Datos del proyecto:

Arquitectos: YLAB
Localización: Barcelona, España
Finalización: 2010
Superficie: 130 m2
Industriales: Atlas, Cristalería Bonanova, JJ Fuster
Suministros: Gunni Trentino, Materia, Sesaelec
Fotografías: Jordi Canosa & Daniela Cavestany