A+ A-

Espacio Fundación Telefonica de QA Arquitectos y Moneo Brock Studio


El nuevo Espacio Fundación Telefónica en el Edificio Telefónica, histórica sede del Grupo en la Gran Vía madrileña, forma parte del proyecto de rehabilitación integral de este emblemático rascacielos (1930) de Ignacio de Cárdenas, considerado una de las joyas de la arquitectura de principios del siglo XX. El proyecto, coordinado por Fundación Telefónica y los estudios de arquitectura Moneo Brock Studio y Quanto Arquitectura - dirigido por el arquitecto Miguel García Alonso, ha restaurado y puesto en valor la arquitectura industrial original del edificio, creando los espacios funcionales y polivalentes que acogerán el patrimonio tecnológico y artístico de la Fundación, así como el debate y la reflexión sobre la comunicación y la cultura del siglo XXI.



Según el director del proyecto Miguel Angel García Alonso “nuestra intención es devolver el edificio, que ha sido el alma de Telefónica durante ochenta años, a un nuevo entorno cultural y tecnológico. Hemos buscado comunicar los orígenes y el corazón de Telefónica a la sociedad y lo hemos hecho resaltando la arquitectura industrial del edificio, enseñando todas sus instalaciones y su sistema constructivo”

El proyecto de diseño del Espacio Fundación Telefónica (6.370 m2), ha partido de un concepto sinceridad constructiva que propone recuperar la arquitectura industrial del inmueble tanto a nivel formal- estética y sistema constructivo- como conceptual, recordando el uso primario del edificio como centro de equipamiento y red de telecomunicaciones de la primera central automática de telefonía en España.


La actuación se ha centrado en eliminar tabiquería y elementos añadidos en reformas y adaptaciones posteriores, con la intención de rehabilitar las plantas diáfanas. Se ha reforzado la estética industrial mediante los suelos de hormigón pulido, las instalaciones de climatización e iluminación vistas y la exposición de los pilares de acero roblonados- originales del edifico- pintados de color plata.

La entrada del Espacio Fundación Telefónica, habilitada por calle Fuencarral, 3, se articula mediante un gran atrio que recorre las cuatro plantas y que permite percibir globalmente la dimensión de la obra, facilitando al usuario una clara comprensión del espacio y las circulaciones. Esta mirada integral se refuerza mediante dos elementos que comunican las plantas: un ascensor panorámico que se sitúa en la zona principal del edificio y una escalera helicoidal adosada a la fachada de la calle Fuencarral. La escalera está formada por una estructura tubular revestida con planchas de acero cortén, las aspas de acero permiten el arriostramiento de las fachadas inmediatas y sirven como apoyo de esta singular escalera escultórica.





El ascensor panorámico, con capacidad para 60 personas (4500 kg), se ubica en una caja de vidrio con toda su estructura vista. En la parte trasera del ascensor se ha eliminado el revestimiento de yeso del paramento, dejando expuesto el ladrillo como testigo del muro original del edificio.

En planta segunda, aprovechando la misma geometría y topografía de un auditorio existente, se crea un nuevo espacio que incorpora el hemiciclo a la visual de la fachada de la calle Gran vía y al único balcón del edificio. Con la eliminación de estrado y la sustitución del muro trasero por grandes puertas correderas, el auditorio puede ser utilizado en su configuración cerrada o abierta. Este uso flexible del se ha logrado además con el diseño a medida de un sistema de asientos con respaldo abatible.



El mobiliario seleccionado para este proyecto se caracteriza por ser muy flexible, adaptándose a cualquier zona del espacio. En el diseño interior se han elegido acabados neutros delegando siempre el protagonismo en los elementos originales del edificio.