A+ A-

Toren de SOM


El nuevo rascacielos diseñado por SOM, se convertirá sin duda en un emblema de Brooklyn. La fachada está formado por paneles, de tal manera que los espacios comunes de las viviendas cuentan con grandes superficies acristaladas, mientras que los espacios privados cuentan con ventanas más pequeñas.



El edificio está dividido en dos cuerpos, con una altura de 121 metros. En el cuerpo inferior se encuentran servicios comunes, como gimnasio, piscinas e incluso una biblioteca. La torre incluye certificación Gold Leed, siendo uno de los edificios más sostenibles de la gran manzana. Una planta de cogeneración situada en el edificio hace que se ahorre en calefacción y agua. La torre alberga 240 apartamentos que además de excelentes vista cuenta con numerosos lujos como acabados de nogal en los interiores.